Dolor de caderas y su conflicto emocional

Las caderas llevan mi cuerpo en perfecto equilibrio y están ubicadas entre la pelvis y el fémur (hueso largo que se halla a lo largo del muslo y que forma su esqueleto). Mis caderas permiten a mis piernas moverse para hacer adelantar mi cuerpo hacía delante. Ellas determinan si voy hacía delante o no. Representan mis creencias de base frente a lo que son o a lo que deberían ser mis relaciones con el mundo. La pelvis y las caderas forman un conjunto, y representan así el hecho de lanzarme en la vida. Por lo tanto, las caderas representarán también mi nivel de determinación a progresar en la vida. Acepto avanzar con alegría y confianza en la vida, sabiendo que todo es experiencia para ayudarme a descubrir mis riquezas interiores.

Dolor de Cadera

La cadera es la articulación fundamental para mantenerse en pie y para caminar, asegurando la extremidad inferior de la pelvis. El dolor de esta zona del cuerpo se puede manifestar de dos maneras: por fractura y artritis. Veamos ambas:

Fractura de Cadera

Los huesos representan la estructura de las leyes y principios del mundo en el cual vivo. Cuando hay fractura, ésta es la indicación de que vivo actualmente un conflicto interior profundo. Puede estar en relación con rebelión o reacciones frente a la autoridad (de la cual no quiero obedecer). Esta fractura me señala que no puedo seguir así y que se impone un cambio. La localización de la fractura me informa en cuanto a la naturaleza de este conflicto. Si la fractura tuvo lugar en un accidente, hay que ver cuál es la culpabilidad que vivo con relación a esta situación.

Los huesos representan también el sostén, la estabilidad y una fractura puede ser un aviso de que he de separarme de mi pasado, dejarlo ir con flexibilidad para evitar un estrés inútil y pasar a otra etapa de mi evolución. Pregúntate: ¿Me condicionan mis normas hacía mí mismo o la sociedad al punto de que exija cierta perfección e incluso sea demasiado rígido? ¿Presté más atención en las actividades físicas en detrimento de los aspectos espirituales de mi vida? Para recobrar esta libertad interior, tomo consciencia de lo que me molesta. Acepto amarme suficientemente para expresar lo que siento. Encontrando otra vez mi libertad interior, recobro la libertad de mis movimientos.

Artritis de Cadera

En general, la artritis se manifiesta en personas que son duras consigo mismas, que no se conceden el derecho a detenerse o a hacer lo que les gusta, y además les resulta difícil pedir lo que necesitan. Prefieren que los demás las conozcan lo suficiente para ofrecerles lo que precisan. Cuando los demás no responden a sus expectativas, se decepcionan y sienten amargura y rencor. Incluso pueden abrigar deseos de venganza, aún cuando se sientan impotentes. Esto les hace experimentar una ira que reprimen muy bien. Poseen un sentido crítico interno muy fuerte.

Las personas que padecen artritis tienen un aspecto de docilidad, pero en realidad viven con una gran ira interna y rechazan profundamente este sentimiento. Al igual que la artritis, también las emociones nos paralizan, por lo que estas personas se beneficiarían si dejaran de acumularlas.

Conflicto Emocional

Conflicto arcaico de «Mantenerse en su posición». En persona joven: «Quiero luchar y no puedo, pero soy activo en la lucha». En persona mayor: «No puedo luchar y soporto la lucha pasivamente». La cadera cuenta 4 conflictos importantes: 1) De oposición. 2) De Vesícula Biliar ó energético. 3) De incesto simbólico. 4) De secreto familiar.

1) Conflicto de Oposición: Dos personas se oponen o se enfrentan. En condiciones de lucha adoptamos una posición para resistir en nuestro lugar que fuerza la cadera. Una oposición real sería: “Me opongo a alguien”, una oposición simbólica: “No tengo las mismas ideas políticas que…”. Una oposición activa sería: “Estoy aquí y lucho”. Una oposición pasiva: “No quiero ir allí, pero no puedo oponerme ni hacer otra cosa” o ”No puedo luchar”.

2) Vesícula Biliar: Conflicto energético. Cólera, ira y rabia reprimida. Rencor e injusticia dentro de un contexto de oposición.

3) Incesto Simbólico: Memorias de tocamientos, abusos, violaciones, etc., en la vida de la persona o en el Transgeneracional o Arbol Familiar. Y también relaciones de incesto directo con hermanos o familiares muy cercanos o simbólicos: “es como si fuese mi hermana, mi padre, mi madre, etc.”.

4) El Secreto Familiar: Algo que no se ha dicho nunca. Puede ser inconsciente pero seguir el secreto en el clan. Buscar en el transgeneracional ó Arbol Familiar. Conflicto de ser derribado por abajo como si hubiera sido un golpe definitivo. Conflicto de gran desvalorización sexual en el sentido de impotencia para tener hijos. Caderas estrechas: Memoria de incestos. Relación sexual en la que es imperioso que no salga ningún bebé. Caderas anchas: “Debo velar para que mi hijo no carezca de nada y tenga lo mejor a su disposición”.

Debes ser más flexible

La intensidad de tu dolor es una indicación del grado de tu actitud derrotista. Confía en ti, confía en los demás y ve, lánzate, avanza en tus decisiones. A medida que avances sabrás si tu decisión te conviene y qué hacer si cambias de idea. Debes vivir una experiencia nueva para verificar si lo que quieres en ese momento es benéfico para ti o no. Si piensas: «No va a salir bien», nunca sabrás si eso es lo que debes hacer.

En lugar de creer que no avanzas, sé más consciente de tus progresos. Si no lo crees, comprueba si los demás opinan lo mismo. Sé más flexible, es decir, acepta cambiar con confianza tu forma de pensar; ello te aligerará mucho. Recuerda: ¡En la vida no hay errores, sólo experiencias!

Toma de Consciencia

Es en las caderas que se inicia el movimiento de las piernas, o sea el andar. Las piernas sirven para avanzar libremente. Puedo retenerme de ir hacia delante. De aquí la indecisión para avanzar en la vida.

Por los problemas de las caderas, mi cuerpo me indica cierta rigidez: por lo tanto vivo inflexibilidad frente a una situación o a una persona. Esto puede proceder de una situación en la cual me he sentido traicionado por alguien o abandonado y esto me ha afectado tanto que vuelvo a plantearme mis relaciones con los demás. Además, tengo el gusto de establecer “nuevas reglas” para protegerme y evitar estar herido otra vez.

Puedo tener una inquietud por el porvenir: por lo tanto, siento angustia cuando debo tomar una decisión importante porque puedo tener la sensación que no voy a ninguna parte o que nunca llegaré a nada. Cuando me duelen mis caderas, mi cuerpo me manda un mensaje. Me ayuda a desarrollar mi consciencia para que adelante en la vida con confianza y seguridad y me enseña a ser más flexible en mi modo de tomar decisiones, asegurándome así un mejor futuro. Cuando hay un dolor, hay alguna culpabilidad.

Así es como un dolor en las caderas o caderas que no quieren moverse, pueden indicarme que bloqueo mi placer sexual por temor o culpabilidad. Incluso puedo vivir impotencia a nivel sexual como en mi capacidad en aceptarme tal como soy, con mis gustos, mis deseos, mis placeres. Estaré perturbado sexualmente y emotivamente, impidiendo así que mis caderas funcionen normalmente.

Esta impotencia también puede vivirse en el hecho que no me siento capaz o ya no me siento capaz de tomar mi lugar y de oponerme a alguien o algo. La solución al problema de las caderas estriba principalmente en tomar consciencia en que esta situación me obliga a reflexionar sobre los límites que me doy. Estoy en equilibrio y ando en la vida con confianza y serenidad. Agradezco a la vida por todo lo que me hace experimentar en cada instante. Aprendo a vivir en equilibrio con estas experiencias.

*Si lo desea, puede leer la publicación: “Causas emocionales de la artrosis, artritis y poliartritis

 

Donde no puedas ser tú, mejor no estar

Si no puedes ser tú ahí donde te encuentras ahora, pon distancia. Ganarás en salud mental y protegerás el valioso tejido de tu autoestima.

Donde no puedas ser tú, mejor no estar. Porque ser fiel a la propia identidad, valores y dignidades requiere ser fuerte de corazón y valiente en decisiones. Al fin y al cabo, la vida ya es lo bastante complicada para que otros apaguen nuestras valías y autoestimas, para que nos hagan encajar a la fuerza en espacios y dinámicas que no van con nosotros, que nos hacen sentir mal, que oxidan el ánimo.

Esta reflexión en la que seguramente todos estamos de acuerdo tiene un curioso, pero importante matiz. ¿A qué nos referimos cuando decimos “ser tú”? Es decir, ¿qué significa ser tú mismo? Por extraño que nos parezca son muchas las personas que aún no han logrado dar forma a este músculo, al corazón de la propia personalidad.

Definirnos, conocer dónde están nuestros límites, dónde nuestras pasiones, haber realizado una buena reflexión sobre todo lo vivido, tener claro qué deseamos para nosotros mismos, son pequeños ejemplos de esa piedra angular de la salud mental. Porque defender nuestra esencia y apreciar lo que somos es bienestar y es vitalidad.

Así, es muy común ver a personas que se definen a sí mismas por aquello que hacen: “soy policía”, “soy profesora de autoescuela”, “soy operario de fábrica”, “soy padre de familia”. Ahora bien, más allá de lo que hagamos o dejemos de hacer, hay algo más. Porque las personas no somos solo aquello a lo que nos dedicamos, somos lo que soñamos, lo que hemos vivido, lo que no queremos, lo que esperamos de la vida…

Y todo ello merece ser defendido, protegido a diario.

“Las personas reales están repletas de seres imaginarios” -Graham Greene-

La dificultad de ser tú cada día

El hambre de autenticidad aparece en nosotros a diario. Queremos ser nosotros mismos en cada decisión tomada, queremos que haya armonía en cada una de nuestras relaciones, sin recurrir a la falsedad, sin tener que ceder en cosas que no van con nosotros. Ansiamos, en esencia, salvaguardar ese epicentro donde se halla la propia identidad y que nada ni nadie rompa ese equilibrio.

Y sin embargo, sucede. Casi sin saber cómo dejas de ser tú cuando en el trabajo acabas llevando a cabo tareas que no te agradan ni te identifican. Dejas de ser tú cuando dices “sí” a la pareja, a la familia o cualquier otra persona cuando lo que necesitabas era decir bien alto unno”.

Tarde o temprano llega ese momento en que nos miramos al espejo y aunque reconozcamos esas facciones, esos matices familiares, gestos y detalles, concluimos con tremenda angustia que hemos dejado de ser nosotros mismos para ser lo que la vida ha hecho de nosotros.

No ser uno duele y nos lleva a la deriva

El psicólogo Mark Leary, profesor de la Universidad de Duke nos advierte de algo importante. Cuando una persona percibe su falta de autenticidad, experimenta un gran sufrimiento. Es decir, en el momento en que dejas de ser tú, día tras día y de forma continuada, llega esa frustración capaz de derivar fácilmente en una depresión.

  • Aún más, algo que ha analizado la Universidad de Harvard a través de un estudio es que la palabra de moda en muchos entornos de trabajo es “sé auténtico”. Sin embargo, estamos obligados a formar parte de complejos equipos de trabajo, de seguir los firmes dictados de los directivos, de obtener unos objetivos muy concretos… Todo ello es un arma de doble filo.

  • Es muy complicado ser tú en entornos tan definidos, rígidos y competitivos. Poco a poco aparece la ansiedad, el estrés y ese malestar donde somos plenamente conscientes de que lejos de ser auténticos, estamos supeditados y alienados.

Cuando nos falta la autenticidad, lo queramos o no, estamos obligados a buscar un equilibrio entre lo que hacemos y lo que necesitamos. Entre lo que somos y lo que llevamos a cabo. Así, algo que debemos considerar es que ser fiel a uno mismo no es fácil, requiere que aprendamos a tomar decisiones convincentes y valientes.

Atrévete a ser tú y ganarás en salud y bienestar

Donde no puedas ser tú, pon distancia. Donde no te permitan expresarte, ni demostrar tus valías, donde otros osen apagar tu luminosidad, tus risas y tus valores, huye. ¿De qué nos sirve una vida con semejante sufrimiento? No es lógico ni permisible, por ello, en el momento que percibamos ese pinchazo dañando nuestra autoestima y dignidad, vale la pena reflexionar en las siguientes ideas.

Decisiones basadas en el autoconocimiento

  • En la actualidad, la psicología toma muchas ideas de las corrientes existencialistas. Una de ellas, nos recuerda que para disfrutar de una vida auténtica es necesario un compromiso con nosotros mismos. 

  • Ello implica permitirnos adecuados espacios de reflexión para valorar si lo que hacemos a diario, lo que decimos, respondemos, decidimos hacer, es acorde a nuestro propio ser.

  • Bastaría, por ejemplo, preguntarnos a diario ¿me siento bien con esto que he hecho? Nuestras respuestas sinceras deberán marcar decisiones más valientes.

Recuerda lo que mereces

Si quieres ser tú cada día de tu vida, recuerda lo que mereces. Ten en cuenta tus valías, aprende de tu pasado, sitúa metas en tu horizonte y sobre todo, no te dejes más en segundo lugar. No eres un personaje de reparto, eres el protagonista.

Todos tenemos derecho a tener una existencia plena, satisfecha y alineada con nuestros intereses y pasiones. Todos florecemos a diario y nadie tiene por qué quitarnos nutrientes, marchitarnos con su presencia. Se trata, por tanto, de elegir bien donde expandir nuestras raíces sin olvidar que merecemos aquello con lo que soñamos.

*Si lo desea, puede leer la publicación: “Cuando te permites lo que mereces, atraes lo que necesitas”  

Parkinson: origen emocional

Parkinson: origen emocional, nos intenta abrir las puertas al porqué de esta terrible enfermedad degenerativa que en alopatía no se conoce su origen. Pero desde el punto de vista emocional, podemos llegar a ayudar evitando que aparezca, corrigiendo nuestro modo de actuar frente a la vida. A eso se debe la explicación de los bloqueos que pueden llegar a generar que aparezca. Ponemos esto a disposición para evitar conductas y sentimientos que podemos cambiar para estar sanos. Y cancelar siempre toda enfermedad en nuestro mundo.

Parkinson origen emocional:

Orígenes emocionales desencadenantes:

BLOQUEO FÍSICO 

¿Qué adjetivos pueden describir mejor lo que siento en mi cuerpo? Tu respuesta representará lo que sientes ante la persona o la situación que ha desencadenado el mal.

Los síntomas característicos de esta enfermedad se asocian en proporciones variables: temblor, rigidez y trastornos complejos de la motricidad voluntaria e involuntaria; el rostro está fijo, la cabeza permanece inclinada hacia delante, el habla se modifica, el timbre de voz se vuelve sordo y cada vez más débil; se altera la escritura y todos los actos de la vida común se realizan con lentitud. Los hombres son los más frecuentemente afectados.

BLOQUEO EMOCIONAL

¿Qué me impide realizar esta enfermedad? Tus respuestas a esta pregunta representan al deseo o los deseos bloqueados. ¿A qué me obliga esta enfermedad? Retoma esta respuesta (o respuestas) y agrega la palabra “no” al principio de cada una de ellas. Estas frases representan tus deseos bloqueados.

En general, esta enfermedad se manifiesta en la persona que tiene miedo de no poder retener a alguien o a algo; por esta razón, comienza en las manos. El enfermo es una persona rígida que desde mucho tiempo atrás se ha reprimido para ocultar su sensibilidad, su vulnerabilidad, su ansiedad y sus temores, sobre todo en sus momentos de indecisión. Su mayor deseo era controlarlo todo y ahora su enfermedad le dice que ha llegado a su límite y que no puede hacerlo, ni para sí misma ni para los demás. Su sistema nervioso se ha cansado de mantener toda esa tensión interior que él creó para ocultar todo lo que sentía.

BLOQUEO MENTAL 

Si en mi vida me permitiera ser. (Repite la respuesta de la pregunta anterior) ¿Qué podría sucederme de desagradable o de no aceptable? La respuesta a esta pregunta corresponde a la creencia no benéfica que bloquea tus deseos y te impide realizar tu necesidad, creando así el problema físico.

Por ser una enfermedad que evoluciona lentamente, la persona afectada tiene la oportunidad de revertir el proceso. Si este es tu caso, aprende a confiar más en el Universo y en la gente. Revisa tus ideas con respecto a ceder ante los resultados que obtienes y los de los demás. Tu parte interna, aquella que cree que tú y los demás debéis conteneros para que todo sea perfecto, está exhausta. Date el derecho de no ser perfecto, de estar indeciso e incluso de equivocarte. De este modo te será más fácil darles ese derecho a los demás. De la misma manera, acepta la idea de que es muy humano tener miedo y de que no puedes ser el hombre o la mujer perfecta que creíste debías ser.

Para todo padecimiento se recomienda tener en cuenta adicionalmente lo siguiente:

BLOQUEO ESPIRITUAL

Si me permitiera este o estos deseos, ¿qué sería? (Utiliza los deseos encontrados en la etapa anterior.) La respuesta a esta pregunta corresponde a una necesidad profunda de tu ser, bloqueada por alguna creencia.

CONCLUSIÓN 

Cuando conoces la creencia no benéfica o la manera de pensar que te impide ser lo que quieres, lo primero que debes hacer para transformarla es permitirte haber tenido la necesidad de creerla, estableciendo contacto con el niño que habita en ti y que la creyó después de haber experimentado un sufrimiento. Después, pregúntate si todavía la necesitas realmente para ser feliz.

Si la respuesta es afirmativa, ello es señal de que todavía te es útil. Tú eres quien gobierna tu vida, de modo que puedes seguir creyendo en ella, pero debes saber que, al actuar así, obtendrás los mismos resultados que has obtenido hasta ahora. No esperes ningún cambio.

Si estás convencido de que esta creencia todavía es cierta pero que el hecho de creerla no te hace feliz, verifica en tu interior si estás tan convencido de su veracidad como hace algunos años. Es muy probable que ahora lo creas mucho menos. Por lo tanto, estás en vías de sanar.

Cuando en lo más profundo de ti sabes que no quieres seguir creyendo la misma cosa, no te queda más que realizar las acciones necesarias para manifestar tus deseos a fin de permitirte ser LO QUE QUIERES SER.

A resolver:

La enfermedad de Parkinson es la deterioración de los centros nerviosos del cerebro, especialmente en las regiones controlando los movimientos. Aparecen temblores que suelen afectar las manos y la cabeza. Cuando tiemblo, es porque siento o veo un peligro que me amenaza o amenaza a una persona a quien quiero; bien el temor a perder el control (¡el cual voy perdiendo cada vez más!), la inseguridad o la impotencia de progresar en la vida. También puedo haber vivido un traumatismo: un abuso o dificultades que dejaron huellas y frente a las cuales vivo los sentimientos siguientes: pena, frustración, culpabilidad, rabia, depresión que me llevan al agotamiento, al desánimo y que quiero huir en vez de enfrentarme a ellos y resolverlos.

Me auto-destruyo lentamente, produciendo la deterioración de la función nerviosa actual. Una impotencia al nivel de la motricidad de mis miembros superiores (en particular mis brazos y mis manos) tiene su origen muy frecuentemente en una situación que vivo en la cual quería rechazar a una persona, una cosa o un acontecimiento o, al contrario, la quería retener y me sentí incapaz de ello (bien físicamente o moralmente).

Si están afectados los miembros inferiores (mis piernas y mis pies), es con ellos que me hubiese gustado rechazar o volver a traer a mí la persona, cosa o acontecimiento de referencia. Tengo el placer de huir de esta situación en la cual me siento desbordado y que percibo sin salida. Debo reasumirme y aprender a controlar MI vida y no la de los demás, haciendo confianza en la Vida y decirme que merezco vivir.

*Si lo desea, puede leer la publicación: “Mindfulness” o cómo equilibrar cuerpo y mente

Las rodillas: mi flexibilidad, mi amor propio, mi orgullo, mi testarudez

Las rodillas son la segunda articulación de las piernas. Cargan el peso del cuerpo cuando estamos de pie y se necesitan para caminar, para subir y bajar escalones, para sentarse, para descender, etc.

Las rodillas se relacionan con el orgullo, el sometimiento, la modestia y la humildad. Representan nuestra capacidad de ceder, de soltar, en nuestra relación con los otros.

No querer doblegar las rodillas indica una actitud orgullosa e inflexible. Caer de rodillas es una llamada a la humildad, a que abandonemos la arrogancia o el orgullo respecto a alguna situación que estemos viviendo.

En astrología se dice que el signo de capricornio controla la articulación de la rodilla y el regente de este signo es Saturno. Tal vez por ese motivo se dice que las personas muy “saturninas” (es decir rígidas) suelen acabar con problemas de rodillas.

En el maestro y las magas, Alejandro Jodorowsky explica que cada una de nuestras edades vive en nosotros. Si los huesos son seres, las articulaciones son puentes por donde hemos de atravesar el tiempo. Dice respecto a las rodillas:

“Asalta esa fortaleza al parecer inexpugnable que son tus rodillas. Por delante presentan una coraza al mundo, pero detrás, en la intimidad, te ofrecen la sensualidad del adolescente”

Las rodillas conquistan el mundo, te permiten ocupar como un rey tu territorio, son los caballos feroces de tu carro. Pero si no sigues subiendo, madurando, ahí te quedarás, encerrado en tu castillo.

Las lesiones de menisco, constituido por cartílago que hacen posible la articulación y rotación de la rodilla, se producen a causa del sobreesfuerzo. Puede que con una excesiva actividad exterior, huyamos desmesuradamente de solucionar algún conflicto interior. Tras la operación de menisco, los afectados deben restringir el movimiento. A este proceso, sería conveniente que le siguiera una toma de conciencia de cuales son nuestros límites y de que manera los estamos trascendiendo, al tiempo que deberíamos preguntarnos de qué asunto íntimo estamos “queriendo escapar”.

Los dolores en las rodillas son aliados que nos pueden ayudar a reflexionar sobre nuestra relación con la jerarquía: la dominación y el sometimiento con lo que nos rodea; sobre nuestra excesiva rigidez; e incluso nos puede invitar a dar un repaso autobiográfico de nuestra salida del mundo adolescente, por si algo que allí no se terminó de elaborar, sigue llamando nuestra atención a través de alarmas en la zona corporal que representa a esa edad, las rodillas. Si no dedicamos tiempo y energía a solucionar los problemas delsubmundoreferidos a lo anterior, todo ese tiempo y energía se concentra en una hiperactividad fuera de nosotros, demasiado orgullosos e inflexibles para admitir que debemos transformarnos, y en esta huída desmesurada, se rompen los límites de nuestra capacidad física, dando problemas en los meniscos.

En lugar de vivir estos problemas de salud como algo negativo y sin sentido, sería mejor escucharlos como si de maestros se trataran. Seguro que traen un mensaje sanador para nosotros.

*Si lo desea, puede leer la publicación: “Causas emocionales de la artrosis, artritis y poliatritis

10 Puntos de acupresión para aliviar dolores corporales y otros problemas

Puntos acupresiónEsta increíble manera de disminuir el dolor se usa en la medicina china desde hace miles de años. Además, ayuda a relajar cuerpo y a tratar enfermedades.

Hoy en día, este método se utiliza por muchas personas, no sólo los chinos. Se cree que esta es una de las mejores maneras de relajar el cuerpo. Se dice que, incluso, es mejor que dormir.

Algo que debemos saber es que hay unos 400 puntos de acupresión en nuestro cuerpo. Existen 12 meridianos principales que conectan órganos específicos, organizando así un sistema de comunicación a lo largo de todo el cuerpo. Las enfermedades se producen cuando uno o más de estos meridianos se bloquean o se encuentran fuera de balance.

Algunos estudios han demostrado que esta terapia alternativa es beneficiosa para aliviar ciertos dolores y molestias.

Los puntos de acupresión necesitan ser apretados con una presión moderada durante unos pocos segundos. Cuando te encuentres trabajando en cierto punto de acupresión, asegúrate de respirar profundamente.

A continuación, los 10 puntos de acupresión:

1. Hegu

Ubicación: punto entre el pulgar y el dedo índice.
Alivia dolores de cabeza. 

Este punto de acupresión es conocido por tratar los dolores de cabeza. También ayuda a aliviar los dolores de muelas, dolor de cuello, dolor de hombros, artritis, estreñimiento y resacas.

Este punto de acupresión se encuentra en la zona carnosa entre el pulgar y el dedo índice, en el punto más alto del músculo, donde tanto el pulgar como el dedo índice se unen. Pulsa el punto y masajéalo durante unos minutos.
Nota: No presiones este punto de acupresión durante el embarazo (promueve contracciones uterinas).

2. Neiguan

Ubicación: 2 pulgadas (5 centímetros) bajo la muñeca.
Reduce náuseas y vómitos. 

Esta zona es conocida como punto que cura las náuseas y vómitos causados por una variedad de razones, incluyendo mareo, embarazo, post-cirugía y post-quimioterapia. También alivia el malestar estomacal, dolor de cabeza, dolor en el pecho, el dolor y malestar ocasionados por el síndrome del túnel carpiano.

Este punto se encuentra entre los dos grandes tendones en la parte interior de la muñeca, alrededor de tres dedos por debajo de la base de la palma de la mano. Presiona el punto durante unos minutos y repite varias veces.

3. El Tercer Ojo

Ubicación: entrecejo.
Alivia la fatiga crónica y el cansancio visual. 

Este punto es bueno para calmar la mente, mejorar la memoria, aliviar el estrés, la fatiga crónica, los dolores de cabeza, el cansancio visual y el insomnio. También ayuda a aliviar el dolor en los senos nasales (a causa de la sinusitis) y la congestión nasal.

En primer lugar, cierra los ojos. Luego, usando el dedo mayor, presiona el punto entre tus cejas y mantén durante unos minutos. Repite esto una vez al día.

4. Mar de la Tranquilidad

Ubicación: en el esternón.
Para la curación emocional

Este punto de acupresión es conocido como CV 17. Presionar esta zona ayuda a restaurar el sentido de calma y a aliviar la ansiedad, el nerviosismo, la depresión, la histeria y otros desequilibrios emocionales. También ayuda a estimular el sistema inmunológico.

Este punto está situado en el centro del esternón, alrededor de cuatro dedos sobre la base del hueso. Presiónalo varias veces, no aprietes por más de un par de segundos.

Nota: La columna vertebral debe estar recta.

5. Zu San Li

Ubicación: bajo la rótula.
Combate problemas estomacales. 

Este punto de acupresión se utiliza para mejorar los trastornos digestivos, incluyendo la indigestión, diarrea, estreñimiento, hinchazón, gases, dolor abdominal, náuseas y vómitos. Además, estimula el sistema inmunológico, combate la fatiga, fortalece el cuerpo y promueve el bienestar general.

Presiona este punto y relájate. Puedes pulsar el punto en ambas piernas simultáneamente.

6. Weizhong

Ubicación: tras la rodilla.
Alivia la artritis y ciática.

 

Este punto ayuda a reducir varios dolores y molestias, como por ejemplo: el dolor de rodillas y de espalda, rigidez en la espalda, artritis en rodilla, espalda o caderas, y el dolor de la ciática.

Un estudio publicado por el British Medical Journal en 2006, muestra que la acupresión puede ser más eficaz que la fisioterapia para aliviar el dolor de la espalda baja.

Pulsa el punto por un minuto y luego relájate. Después de unos minutos, repite.

7. Bladder Shu – Puntos Sacros

Ubicación: cercano al coxis.
Calma los dolores menstruales. 

Este punto es bueno para relajar el útero y aliviar los dolores menstruales, reducir la ciática y el dolor en la espalda baja.

Se encuentra en el sacro, es decir, la base de la columna vertebral directamente por encima del hueso de la cola (coxis). Pulsa el punto con las dos manos por unos minutos. Repite el proceso varias veces.

8. Shen men

Ubicación: fosa triangular, en la oreja.
Ayuda a dejar de fumar.

Este punto de acupresión ayuda a deshacerse de una adicción, dejar de fumar, aliviar el estrés, la ansiedad, la depresión, el insomnio y las enfermedades inflamatorias.

Se cree que le ayuda a dejar de fumar, haciendo que el sabor de los cigarrillos sea menos deseable.

Este punto de acupresión se encuentra en la mitad superior de la oreja, sobre el ápice de la fosa triangular.

Masajea el punto durante unos minutos. Si deseas mejores resultados, este proceso debe ser realizado por un profesional.

9. Tianzhu o Pilar Celeste

Ubicación: costados del cuello alto, zona del músculo esplenio.
Combate el insomnio y el estrés.

Estos puntos de acupresión ayudan a reducir el estrés, la ansiedad, el cansancio, el dolor de cabeza o la sensación de pesadez en la cabeza, dolor de cuello, insomnio, agotamiento, fatiga visual y rigidez en el cuello.

Estos puntos son dos, y están situados en un dedo de ancho por debajo de la base del cráneo en cada lado, en los músculos prominentes del cuello situados 1/2 pulgada (1 ½ cm) hacia afuera de la columna vertebral. Presiona los puntos varias veces todos los días.

10. Tai Chong

Ubicación: dorso del pie, entre el primer y segundo hueso metatarsiano.
Mejora la concentración.

Este punto es bueno para mejorar la memoria, la concentración, aliviar dolores de cabeza, y sensación de ojos cansados, ayuda a combatir la fatiga, reducir la resaca, reforzar el sistema inmunológico y prevenir las alergias, ya que mantiene la energía del cuerpo fluyendo sin problemas.

Aprieta este punto y mantén la presión durante unos minutos. Repite este proceso dos o tres veces al día.

*Si lo desea, puede leer la publicación: “Reflexología: Estimule circulación y metabolismo en sólo 10 segundos

Reflexología: Estimule circulación y metabolismo en sólo 10 segundos

ReflexologíaLos pies, de entre todas las partes del cuerpo, son los que reciben el peor trato y normalmente no se les presta la suficiente atención que necesitan.

Sobre los pies nos apoyamos durante todo el día y soportan el peso de nuestro cuerpo, a la vez que son nuestros propulsores para caminar y amortiguan el impacto que recibe el cuerpo del suelo al andar. Los pies podría decirse que son como los cimientos del cuerpo y a los que hay que prestarles atención, no solo cuando nos duelen o molestan, ya que sin unos buenos cimientos el cuerpo no se mantendría en pie o se desestabilizaría.

Para el cuidado de los pies y de la salud del cuerpo en general, en muchas culturas se utiliza una técnica milenaria, originaria de Egipto y China, llamada reflexología podal, una técnica terapéutica que se basa en la estimulación de diferentes puntos de la planta del pie.

Mediante esta técnica, que se realiza con masajes y presionando los puntos de acupresión, se pueden tratar enfermedades tanto físicas como nerviosas, ya que cada punto de acupresión se relaciona con un órgano del cuerpo que se refleja en los pies.

Algunos de los beneficios que se obtienen mediante el masaje y presión en los pies destacan la estimulación de los músculos y nervios, la disminución de la rigidez, elimina el estrés y la fatiga, mejora la circulación sanguínea, se estimula el sistema linfático, se mejora la inmunidad, alivia el dolor, normaliza las funciones del cuerpo y mejora el sueño.

Usted mismo puede darse un masaje en los pies aún sin tener grandes conocimientos de reflexología, tan solo necesita un gráfico de reflexología y seguir unos sencillos pasos como le detallamos a continuación:

1. Lávese los pies, ya que además de limpiarlos se calientan.

2. Para masajear los pies lo mejor es utilizar un lubricante como el aceite de coco o el aceite de almendras. Añadir 1 o 2 gotas de algún aceite esencial como lavanda, menta, eucalipto o árbol de té tiene beneficios adicionales.

3. Se empezará con el masaje en los dedos de los pies, apretando, tirando y moviendo cada dedo uno a uno, desde el dedo mayor al menor.

4. A continuación, con ambos pulgares, masajear la planta del pie de arriba a abajo, aplicando una fuerte presión durante unos segundos a cada punto de acupresión, sobretodo concéntrese en los puntos relacionados con sus dolores y molestias.

5. Masajee los talones, los tobillos y área de Aquiles.

6. No olvide masajear la parte superior de los pies, donde también hay puntos de reflexología.

7. Repita los mismos pasos en el otro pie.

Los expertos recomiendan darse un masaje en los pies todas las noches para obtener los mejores resultados.

Comience hoy mismo a mimar un poco sus pies, que se lo agradecerán, además de ayudar a las funciones del cuerpo en general.

*Si lo desea, puede leer la publicación: “Masajear el punto de la longevidad “Su Zan Li” cada día tiene un efecto estimulante

Biodescodificación: Arterias, colesterol e hipertensión

Colesterol- arteriasARTERIAS 

3ª Etapa. (Movimiento, valoración).

Una arteria es cada uno de los vasos que llevan la sangre oxigenada (exceptuando las arterias pulmonares) desde el corazón hacia las demás partes del cuerpo. Nacen de un ventrículo; sus paredes son muy resistentes y elásticas. Simbólicamente, la función de las arterias es llevar el alimento (amor) a casa (corazón).

¿Qué conflicto emocional estoy viviendo?

Si yo presento algún síntoma o anomalía en mis arterias, significa que estoy viviendo un conflicto de desvalorización. Algo o alguien me limita en relación a cosas que deseo hacer o amo hacer. Deberemos poner atención a la zona del cuerpo en la que mis arterias están dañadas.

-Resentir de Alteraciones en Presión Arterial:

“Tengo la energía y las ganas, pero no paso a la acción”.

“Estoy cerrado al amor”.

-Resentir de Alteraciones en Carótida:

“He perdido mi territorio intelectual“.

“Debo defender mis ideas“.

“Han robado mis ideas”.

-Resentir de Alteraciones en Arterias cercanas a la Tiroides:

“Estoy perdiendo mi territorio, debo arreglarlo urgentemente”. 

-Resentir de Alteraciones en Arterias Pulmonares y Aorta:

“Perdí un territorio lejano”.

“Mi territorio está disperso”.

-Resentir de Alteraciones en la Circulación Sanguínea:

“No circula la comunicación con mi familia”.

“No expreso mis verdaderas emociones con mi familia”.

“No soy capaz de dar amor a mi familia”.

“No recibo amor de mi familia“.

¿Cuál es la emoción biológica oculta?

Las arterias transportan mi alegría de vivir.

Por lo tanto, cualquier anomalía representa que por alguna razón he perdido la alegría de vivir.

Tal vez falta de amor, de comunicación en la familia.

¿Cómo libero esa emoción biológica?

Debo dejar de preocuparme por todo.

Debo preguntarme qué me complace y conseguirlo.

Debo encontrar el equilibrio entre lo físico y lo espiritual.

Debo darme placer y alegría yo mismo.

Debo disfrutar los hermosos momentos de la vida.

Soy feliz.

Soy capaz de alegrarme cada día.

Disfruto mi vida al máximo.

La alegría y el amor emanan de mi corazón.

ARTERIOSCLEROSIS

3ª Etapa (Movimiento, Valoración)

La arteriosclerosis es un término que se refiere a un endurecimiento de arterias de mediano y gran calibre. La arteriosclerosis por lo general causa estrechamiento (estenosis) de las arterias que puede progresar hasta la oclusión del vaso impidiendo el flujo de la sangre por la arteria así afectada. Simbólicamente representa que yo no expreso mi amor por haber sufrido anteriormente un rechazo. También revela que soy demasiado crítico para ver el amor en los demás. Habla de mi rigidez mental y de mi obstinación.

¿Qué conflicto emocional estoy viviendo?

No hago bien la función de proveedor. No cumplo mi función

No existo.

*Resentir:

“No llevo el alimento a mi casa”.

“No soy buen proveedor“.

“No hay nada bueno para mí”.

¿Cuál es la emoción biológica oculta? 

Resistencia, tensión.

Endurecimiento y estrechez de la mente.

Negarse a ver lo bueno.

¿Cómo libero esa emoción biológica? 

Me abro completamente a la vida y a la alegría.

Elijo ver con amor.

Expreso mi afecto.

Soy tolerante y comprensivo.

Comprendo que no tengo la verdad absoluta.

*No juzgo.

COLESTEROL ALTO

3ª Etapa (Movimiento, Valoración)

¿Cuál es la emoción biológica oculta? 

Obstrucción de los canales del júbilo.

Miedo de aceptar la alegría.

*Resentir:

“Cierro todos los canales a la felicidad“.

“Debo bloquear la alegría”.

“En mi cuerpo no debe circular la alegría”.

¿Cómo libero esa emoción biológica?

*Elijo amar la vida.

Mis canales de la alegría están abiertos.

Estoy a salvo recibiendo. Vivo feliz y alegre.

HIPERTENSIÓN arterial

3ª Etapa (Movimiento, valoración)
Conflicto: Conflicto de desvalorización con respecto a la familia (3ª etapa). Conflicto de afinamiento: De golpe nos encontramos en casa a más gente de la que queremos ver. Tengo la energía y no paso a la acción. Estar cerrado al amor. Falta de reconocimiento:Queremos ser reconocidos por la familia”.
Resentir: Quiero echar a alguien de mi casa.                        Reconocimiento= *No recibo lo que quiero.

Hipertensión: Personas que tienen un conflicto, pero que no lo afrontan. Viejo problema emocional no resuelto. Indicio de agresividad reprimida. Rehúyen los conflictos.

Por el calor de la mano ya te dice que tipo de hipertensión debemos descodificar.

CENTRAL: Manos calientes (masculina): El ventrículo (lanza la sangre) lanza con fuerza. Abro las puertas del corazón (casa) por lo tanto: Quiero que alguien se vaya de mi casa.
PERIFÉRICA: Manos frías (femenina): Las arterias que van al corazón son presionadas, para que la sangre no entre en el corazón o no salga de él. Corazón=casa, por lo tanto: No quiero que alguien entre en mi casa o No quiero que alguien se vaya de mi casa. Cierro puertas.
También “Quiero cerrar las puertas a los miembros de mi familia que no me aman o no deseo amar”.

PRESIÓN ALTA (Louse L. Hay)

Una presión alta es el resultado de la sangre presionando sobre las paredes de las arterias durante las diferentes fases de bombeo del corazón. Ocurre cuando no expresas tus sentimientos y emociones durante un largo periodo de tiempo. Vives constantemente al borde del conflicto, sin llegar a conclusiones, bajo una presión constante.

Al contrario, una presión baja es consecuencia de evadir problemas. Ocurre cuando sufres de una falta de energía vital y no eres capaz de hacerte notar. También puede indicar un intento de evadir o no reconocer tu sexualidad.
Observa las energías dentro de ti. No juzgues. Si eres honesto y afrontas tus problemas, encontrarás una nueva calma (presión alta) o una nueva energía (presión baja).

*Si lo desea, puede leer la publicación: “Lo que no decimos enferma

¿Dolor de cervicales? Descubre las causas emocionales

Dolor- CervicalLa parte superior de la espalda corresponde a la región del corazón y al centro energético cardíaco.

Los dolores de espalda se refieren a las primeras fases de la concepción, a las necesidades de base y a la estructura más fundamental del ser. Las 7 vértebras cervicales se refieren a la comunicación y a mi grado de apertura frente a la vida.

Mi ingenuidad puede hacerme vulnerable a este nivel. Si tengo la sensación que quieren juzgarme, criticarme o herirme, podré estar afectado en este plano y tendré tendencia a encerrarme como una ostra. Las cervicales C1, C2, y C3 están particularmente afectadas si me desvalorizo a nivel de mis capacidades intelectuales y las cervicales inferiores reaccionarán a la injusticia que puedo tener la sensación de vivir en mi vida o la que veo alrededor de mí y que me repugna. Además, cada vértebra me da las informaciones adicionales sobre la fuente de mi malestar.

VÉRTEBRAS CERVICALES

C1 = la primera vértebra cervical se llama el ATLAS y sirve de soporte a la cabeza. Es un pilar que mantiene la cabeza en equilibrio. Si me preocupo demasiado (me rompo la cabeza) frente a una situación o a una persona, mi cabeza se hace más pesada hasta darme dolores de cabeza y dificultad en soportar la carga. Si manifiesto estrechez mental, si rehuso mirar todas las facetas de una situación, si soy rígido en mi modo de pensar, C1 reaccionará dejando sus actividades, dejando de poder pivotar. Estará paralizada por mi miedo, mi desesperación frente a la vida, mi negatividad, mi dificultad en expresar mis emociones. Un mal estado de C1 se acompaña generalmente de dolores que afectan la cabeza, el cerebro y el sistema nervioso, etc. Debo aprender a escuchar mi interior, a guardar mi mente abierta, a traer más calma en mi vida para disminuir mi actividad cerebral, permitiéndome así ver la realidad bajo un día nuevo, con más confianza.

C2 = La segunda vértebra cervical trabaja en estrecha colaboración con C1. Se la llama AXIS. Es el pivote que permite a C1 moverse. Está conectada con los principales órganos de los sentidos, es decir los ojos, la nariz, las orejas, la boca (lengua). Por esto estarán afectados éstos cuando C2 tenga un malestar. Si soy rígido en mi modo de percibir la vida, si rehuso soltar mis viejas ideas para dejar sitio a lo nuevo, si me preocupo siempre por el día siguiente, corre el gran riesgo de volverse también rígida. Frecuentemente, mis lágrimas son secas porque reprimo mis emociones y mis penas, mis decepciones, mis pesares quedan hundidos dentro de mí. El “lubricante” (mis lágrimas de pena o de alegría) siendo carente, C1 no se articulará sobre C2 tan fácilmente. Habrá irritación, calentamiento, igual como en mi vida cotidiana. Esto se produce particularmente en el caso de la depresión, de una emotividad excesiva (si por ejemplo, hay un conflicto familiar), de ira, de revuelta y todo esto siendo generalmente causado por el miedo de ir hacía delante, de cambiar, de tomar sus responsabilidades; del enjuiciamiento de los demás y de sí-mismo, por la baja autoestima que puede llevar a un deseo de auto–destrucción (suicidio). Debo aprender a tomar contacto con mis emociones y a asumirlas, a tomar mi lugar expresando lo que vivo para que el flujo de energía empiece a circular en mi cuerpo y que C2 pueda volver a funcionar en armonía con C1 y que todo “bañe en aceite”.

C3 = la tercera vértebra cervical es una eterna solitaria. A causa de su posición, no puedo contar con nadie o trabajar en cooperación con otras vértebras. Si mi C3 no se encuentra bien, yo también puedo tener la sensación de que debo despabilarme solo. También puedo replegarme sobre mí mismo, “vivir en mi burbuja” y evitar toda forma de comunicación (tanto oral como sexual) con mi entorno. “¿Para qué perder mi tiempo? De todos modos, nunca se me hace caso y nunca se entienden mis ideas o mis estados de ánimo” Entonces se produce la rebelión, el desánimo, porque mi sensibilidad está afectada en lo más hondo de mí. Incluso puede apoderarse de mí la angustia. El desgaste del tiempo hace su labor y mis sueños y mis deseos más queridos se desvanecen poco a poco. Me vuelvo irritable, amargo con una persona o una situación que no consigo digerir. La soledad puede tanto ser benéfica para recuperarme, hacer balance, ver claro en mi vida, como puede ser un medio de huir de mis emociones, la realidad hacía la cual vivo mucha incomprensión. La elección me incumbe. Tomo nota de que una dolencia en C3 puede conllevar daños en mi rostro (piel, huesos o nervios) así como en las orejas y los dientes.

C4, C5, C6 = las vértebras cuarta, quinta y sexta cervicales se ubican al nivel de la tiroides y están en estrecha relación con ésta. Ésta juega un papel mayor en el lenguaje, la voz, (cuerdas vocales) y cualquier desarmonía en lo que a comunicación se refiere–tanto cuando me expreso yo como cuando otras personas me comunican –hará que reaccionen. Puede que me haya ofuscado con lo que haya oído, causando indignación e ira, reaccionan aún más fuerte si además no expreso mis opiniones, mis frustraciones. Mi porcentaje de agresividad corre el riesgo de incrementarse, lo cual cierra los canales de comunicación al nivel de estas 3 vértebras cervicales. Trago mal lo que se me presenta. Tengo tendencia a rumiar ciertos acontecimientos para un largo período de tiempo. Frecuentemente aparecen dolencias y dolores que afectan todo mi sistema de comunicación verbal: boca, lengua, cuerdas vocales, faringe, etcy todas las partes de mi cuerpo que se sitúan entre el nivel de mi boca y de mis hombros pueden estar afectadas. Tengo ventaja en aceptar que cada experiencia es una oportunidad de crecer y que hay una lección por sacar de todo. Debo dejar fluir en vez de obstinarme y de estar enfadado con la vida. Si no, “mi cabeza se pone a hervir” y me siento sobrecargado por todas las tareas que realizar y que me parece no poder llegar a realizar. Necesito expresarme, o bien por la palabra, la escritura, la música, la pintura, o cualquier otra forma de expresión que me permitirá “volver a conectarme” con mi creatividad, mi belleza interior. Todos mis sentidos entonces estarán estimulados, activados, lo cual activará mi tiroides y permitirá que funcionen normalmente. Los dolores sentidos en esta región podrán así desaparecer.

C7= la última vértebra cervical, está influenciada altamente por todo mi lado moral, mis creencias y mi lado espiritual también. Si vivo en armonía con las leyes de la naturaleza, si escucho los mensajes que mi cuerpo me manda y la vida en general, C7 va a funcionar mejor. Al contrario, si vivo ira, si estoy cerrado a las opiniones y a los modos de ver de las personas con quienes me relaciono, si me elevo y me enfrento con otras ideologías diferentes a la mía sin una mente abierta, C7 reaccionará fuertemente y podrá afectar mis manos, codos y brazos que podrán inflamarse o tener dificultades en moverse. El funcionamiento de mi tiroides estará afectado. Del mismo modo, remordimientos de conciencia con relación a una palabra dicha, un acto hecho o un pensamiento mandado hacía una persona también van a afectar C7. Si vivo emociones intensas en mi vida, si estoy decepcionado, si tengo miedo de estar rechazado, si me escondo debajo de mi concha para “evitar estar herido otra vez”, C7 podrá estar afectada. Debo aprender a discernir lo que es bueno para mí y lo que no lo es.

Debo respetar los puntos de vista de cada persona incluso si son diferentes de los míos. Abriendo mis brazos a los demás es como voy a aprender mejor y podré realizar mejor las elecciones que me permitirán sentirme más libre.

  • Fuente: El Gran Diccionario de las dolencias y enfermedades de Jacques Martel (Psicoterapeuta)

*Si lo desea, puede leer la publicación: “Dolores de espalda, dorsales y lumbares, indican cargas emocionales

La Fibromialgia: conflictos emocionales

Pertenece en Descodificación a la tercera etapa (Movimiento/valoración).

La fibromialgia es una enfermedad que aparece cuando yo siento, creo, o pienso que todas las personas a mi alrededor deberían estar pendientes de mí, de mis necesidades, de mis sufrimientos y de todo aquello que me pasa.

Quiero que adivinen qué me duele y cuánto me duele. Pero además, existe una contrariedad, porque por otro lado, tanta intromisión familiar, me irrita. La fibromialgia es un síntoma que yo presentaré si vivo un gran sufrimiento interior a causa de mis relaciones familiares.

Fibro: Fibras familiares, lazos familiares, relaciones familiares. Hace referencia al tendón y por consiguiente nos habla de una problemática de rendimiento en el presente, es decir, el individuo está preocupado por algo que le está ocurriendo en este momento.

Mio: Hace referencia al músculo. La forma que yo tengo de someterme a todas esas malas relaciones. Éste está estrechamente relacionado a la noción de fuerza, de potencia por el lado positivo y a la falta de fuerza, de impotencia por el lado negativo.

Algia: El dolor emocional que me causan dichas situaciones, que se refleja en dolor físico.

La fibromialgia está considerada un diagnóstico controvertido y algunos autores afirman que no debe considerarse como una enfermedad debido entre otras razones, a la falta de anormalidades en el examen físico, en los exámenes de laboratorio objetivos o estudios de imágenes médicas para confirmar el diagnóstico.

Se denomina fibromialgia a un grupo de síntomas y trastornos musculoesqueléticos poco entendidos, que se caracteriza fundamentalmente por fatiga extrema, dolor persistente, rigidez de intensidad variable de los músculos, tendones y un amplio rango de otros síntomas psicológicos, como dificultades para dormir, rigidez matutina, dolores de cabeza y problemas con el pensamiento y la memoria, algunas veces llamado “lagunas mentales” que suelen impedir el funcionamiento rutinario de las personas.

Es un trastorno “no contagioso” presente en aproximadamente entre el 3 y el 6 por ciento de las mujeres jóvenes, comúnmente entre los 20 y los 50 años de edad.

Una cosa a destacar, debido a que es un síntoma poco entendido, los enfermos de fibromialgia sienten que los demás no les creen porque el dolor no se ve. Es un sufrimiento interior, es la enfermedad de las fibras familiares.

Los afectados son personas excesivamente serviciales y necesitan el dinamismo de la familia, a la que por otra parte suele culpar de su falta de actitud.

¿Qué conflicto emocional estoy viviendo?

Si yo presento fibromialgia, necesariamente soy una persona bloqueada en la comprensión de las relaciones familiares. ¿Cómo superar el conflicto emocional? Por una parte me gusta convivir con la familia y ser parte, sentirme amada y comprendida y por otra parte, siento que ellos me obligan a no hacer mi vida, siento que me debo a ellos, que debo darle explicaciones, pedirles permiso, compartir todo con ellos, etc. Incluso, puede tratarse de obligaciones con alguien de la familia que me hace daño o me ha hecho daño.

Resentir: “Me encuentro en un doble compromiso familiar” “Debo fidelidad a mi familia, pero esto me molesta” “Voy hacia la persona que quiero pero al mismo tiempo es mi verdugo” “Quiero ver por mí mismo pero no me doy el derecho, la familia opina distinto”.

La fibromialgia se produce cuando tengo bloqueos para convertir los impulsos interiores en actividades exteriores: Esta es la “Doble obligación”. El doble apremio o La Doble Obligación es un conflicto que se refiere a aquello que es fundamental, esencial y sagrado para el individuo. La noción de “doble apremio” expresa dos mensajes contradictorios que se oponen y aparentemente incompatibles, volviendo la situación problemática y a menudo sin solución.

Ejemplo: una persona que para ella es fundamental la fidelidad familiar y por otro lado siente que su familia le está causando mucho sufrimiento. “Voy hacia la persona que quiero pero al mismo tiempo es mi verdugo”. ¿Qué hace? La persona se siente arrinconada, sola, en una situación difícil de solucionar al mismo tiempo. “Si me muevo a un lado no estoy bien, si me muevo hacia el otro tampoco estoy bien, por lo tanto no me muevo”. Como no podemos ir en dos direcciones opuestas, como no podemos navegar con un pie en cada barca, el inconsciente nos proporciona síntomas incapacitantes para que no tengamos que elegir entre dos caminos enfrentados.

Otros ejemplos de “doble apremio”: Hacer lo que me piden/Libertad de acción, Amor/Odio, Atracción/Repulsión, Decir/No decir lo que pienso a mí familia o a las personas que quiero, Deber/Placer de vivir, etc.

Amo a este familiar + este familiar me hace daño + me siento impotente.

¿Cuál es la clave para solución de la fibromialgia consecuencia de doble obligación?

Tomar plena conciencia del hecho que propició el síntoma.

Darme felicidad y placer yo mismo, hacer lo que me gusta.

• Disminuir o romper completamente esa o esas relaciones familiares.

Otra situación que puede provocar la fibromialgia, es vivir 4 conflictos simultáneos y todos a nivel familiar:

1. Conflicto de Dirección: No sé qué hacer, no sé a dónde ir. Pánico a equivocarme de dirección. Conflicto por haber elegido la dirección incorrecta, por estar sobre una pista mala, sea real, imaginaria o simbólica. La dirección que estoy tomando en mi vida no me satisface. “¿Qué estoy haciendo aquí?” “Estoy perdido, fuera del rebaño, entonces…cuando alguien se pierde lo mejor es quedarse quieto”. Afecta a la corteza suprarrenal, que deja de producir el cortisol para ayudarme a superar el estrés que me provoca el extravío.

2. Conflicto de Desvalorización: No puedo con esto, es demasiado para mí. Si me muevo a un lado, no estoy bien; si me muevo hacia el otro, tampoco estoy bien, por lo tanto, no me muevo”.

3. Conflicto de contacto familiar impuesto: Debo cuidarme de…. estar con….vivir con…. tener que asumir, hacer o estar con una persona o situación determinada.

4. Miedo a la muerte: Pero no a la muerte física, sino a la muerte de su “propia identidad” (sentimiento de no pertenecer a mi familia real o a la que me imagino que es, o sentir que la familia no hace lo que yo quiero).

Por lo general, las personas con fibromialgia, son personas sumamente serviciales y responsables. El problema, es que en su afán de servir a los demás (familiares), se lastiman. Son personas que hacen favores aunque nadie se los agradezca, que dejan de vivir su vida por atender a la madre, al padre, a los hermanos, abuelos, etc. Son personas que aunque limpien, laven, compren, arreglen, cualquier cosa en la casa, son menospreciados, criticados, etc.

Resentir: “La dirección que toma mi vida no me satisface” “Mi familia me ata” “Es mi responsabilidad, debo ocuparme yo, si no lo hago yo nadie lo hará”.

La solución a este conflicto pasa por lograr un posible acuerdo entre estos dos polos contradictorios y así poder encontrar la paz consigo mismo.

La fibromialgia puede ser sencilla de solucionar cuando uno está decidido a romper con todo lazo familiar tóxico. Mientras no sea así, perdurará.

*Si lo desea, puede leer la publicación: “La sangría emocional de ayudar a quien no quiere ser ayudado 

Dolores de espalda, dorsales y lumbares, indican cargas emocionales

El artículo está dividido en las siguientes partes:

  • Parte central de la espalda. Vértebras dorsales
  • Parte inferior de la espalda
  • Vértebras del sacro o sagradas
  • Fracturas de vértebras

PARTE CENTRAL DE LA ESPALDA. VÉRTEBRAS DORSALES

La parte central de la espalda representa la gran región torácica del cuerpo comprendida entre el corazón y las vértebras lumbares.

Es una región de culpabilidad emocional y afectiva.

Las 12 vértebras dorsales

D1 = la primera vértebra dorsal D1 puede reaccionar fuertemente cuando voy hasta mis límites bien sea en mi trabajo, bien sea en el deporte, en suma, en todas las situaciones en que voy hasta el final de mis fuerzas mentales, físicas o emocionales. No aprecia tampoco un dopaje que sea bajo forma de alcohol o de droga, la que sea. Su sensibilidad en ese momento estará a flor de piel. Me construyo entonces medios de auto-protección para protegerme de mi entorno y evitar estar herido. Esto puede manifestarse sobre todo en mis gestos o en mis palabras: por ejemplo, tiendo a apartar a los demás por mi frialdad o por palabras hirientes. Esto puede incluso manifestarse por una toma de peso importante, éste siendo mi protección natural y física, porque quiero inconscientemente “ocupar más sitio” y dejar menos a los demás. También esto puede esconder timidez actual y con la cual tengo dificultad para transigir. Se pondrá aún más en evidencia si temo perder el amor de la gente. Debo vigilar y evitar acurrucarme sobre mí-mismo rumiando negatividad constantemente, siendo siempre fijado en las mismas ideas y frustraciones. Un mal estado de D1 puede traer dolencias en cualquier parte de mi cuerpo situada entre mis codos y la punta de mis dedos así como dificultades respiratorias (tos, asma, etc.)

D2 = la segunda vértebra dorsal D2 reaccionará fácilmente cuando mi emotividad esté afectada. Si acumulo y ahogo mis emociones, entonces D2 me mandará un mensaje y aparecerá el “dolor de espalda. Si tengo la sensación de que no tengo mi lugar en la vida y en la sociedad, que la vida es injusta y que me siento víctima de los acontecimientos, D2 estará afectada. Puedo ser particularmente sensible a todo lo que toca a mi familia, y vivo situaciones de conflicto o desarmonía de un modo intenso. Puedo haber almacenado viejos rencores. También puedo remover constantemente experiencias pasadas, recuerdos, queriendo fijar mi realidad en acontecimientos pasados en vez de mirar el porvenir con confianza y viviendo intensamente el momento presente. Puedo contemplar una nueva situación que me trae un miedo a lo desconocido. ¿Voy a tener demasiadas responsabilidades? ¿Voy a estar sostenido o deberé despabilarme solo? ¿Cómo van a reaccionar la gente alrededor mío? Si dudo de mí, de mis capacidades, podré reaccionar jugando el papel de los “duros de roer” volviéndome muy autoritario; tendré así la sensación de controlar la situación, sabiendo muy bien que tiemblo de miedo, yendo incluso hasta tener angustia. También puedo volverme irritable frente a una persona o un suceso y reacciono por saltos de humor. Una D2 en mal estado suele estar acompañada de malestar y dolores en el corazón y los órganos que se vinculan a ellos, así como a los pulmones. Aprendo a pedir y a hacer confianza en mi capacidad de aceptar nuevos retos. Suelto mi pasado y me giro hacía el futuro sabiendo que ahora soy capaz de tomar mi lugar en armonía con mi entorno. Puedo también leer la sección referente al corazón para tener otras pistas.

Sigue leyendo